Debería

José despierta, abre los ojos, se despereza, piensa que en otro momento le tocaría ir a la escuela, pero su estómago suena, se va al baño y con un poquito de bicarbonato se cepilla, la pasta dental hace rato desapareció de su casa por su alto precio, se lava la cara con pedacito de panela de jabón azul, todo en su vida ha cambiado, se mira al espejo ha adelgazado, se le ven los huesitos, su carita está alargada, no quiere sentirse así, casi no tiene ganas de nada, está como sin fuerzas, pero debe levantarse para ayudar, ahora a sus padres no les alcanza el dinero para darle desayuno, ni para pasaje, ni para merienda, los zapatos se le dañaron, los que tienen están rotos medios cocidos por su madre para que no se vean tan feos, pero si llueve se le mojarán los pies, le pusieron unas plantillas de cartón.

No han podido comprarle uniforme, su familia tiene varios días que apenas consigue para sobrevivir, hacen una comida diaria, aunque trabajan muchísimo no les alcanza para lo necesario, hace rato no saben lo que son las proteínas, ni los azucares, y menos las grasas están a base de legumbres y verduras, hasta comer huevos se les puso inaccesible, escucha a otros niños que también están como él, la situación ya no solo les toca a ellos, se sienta en la acera de su casa a jugar con un palito que encontró y le dan ganas de llorar , se levanta y pasa por la casa de los vecinos a ver quién le paga por barrer el patio, o hacerle un mandado o al menos le dan algo de comer, se preocupa mucho, él apenas tiene 9 años casi para 10, pero parece de 8, no se alimenta bien, está desnutrido. Hace ya mucho tiempo no sabe lo que es tomar leche, comerse un dulce, solo el que por buena voluntad alguien le da, pero ahora los que antes le ayudaban están igual.

Pobre José, ya casi es navidad, él es un niño, no es su responsabilidad estar trabajando para comer.

Debería estar estudiando,

debería estar alimentándose,

debería estar jugando,

debería estar riendo.

Debería…

@rosmarymoreno

Volar sobre el Pantano

 

Alguna vez leí esta reflexión y la coloqué en mi fb.  Una de las personas que lo leyó le sirvió tanto en ese momento, siempre que tenía algún inconveniente buscaba el cuento y lo recordaba. Me pidió que por favor lo colocara acá y lo prometido es deuda. Aquí lo tienes amiga.

Desconozco el autor de dicho cuento. si alguien lo conoce por favor hagámelo saber , le  estaría agradecida. Y dice así :

“Un pájaro que vivía resignado en un árbol podrido en medio del pantano, se había acostumbrado a estar ahí, comía gusanos del fango y se hallaba siempre sucio por el pestilente lodo.

 Sus alas estaban inutilizadas por el peso de la mugre hasta que cierto día un gran ventarrón destruyó su guarida; el árbol podrido fue tragado por el cieno y el se dio cuenta que iba a morir.

En un deseo repentino de salvarse comenzó a aletear con fuerza para emprender el vuelo, le costó mucho trabajo porque había olvidado cómo volar, pero enfrentó el dolor del entumecimiento hasta que logró levantarse y cruzar el ancho cielo, llegando finalmente a un bosque fértil y hermoso”

Los problemas son como el ventarrón que ha destruido tu guarida y te están obligando a elevar el vuelo o a morir.

images (3)

Nunca es tarde.

No importa lo que se haya vivido,

No importa los errores que se hayan cometido

No importa las oportunidades que se hayan dejado pasar,

No importa la edad, siempre estamos a tiempo para decir ya basta, para oír el llamado que tenemos de buscar la perfección, para sacudirnos el cieno y volar alto,  y muy lejos del pantano.

Nunca es tarde para lo que realmente quieres. Un abrazo inmenso. Siempre los espero. Besos @Rosmarymoreno